Blog que trata sobre Bolivia desde la perspectiva de un boliviano de a pie que escribe articulos de opinion y realiza critica constructiva.

Bolivia:Todos eramos gonistas.

1 comentario

Mario Ronald Duran Chuquimia

El impacto mediático logrado por el documental “Our brand is crisis” (nuestra marca es la crisis), realizado por la periodista Rachel Boynton, para documentar gráficamente la campaña de mercadotecnia diseñada por la empresa americana Greenberg, Carville & Shrum, que tiene como estrategas a James Carville, Stan Greenberg, Jeremy Rosner . En dicho documental se muestra hasta los pormenores mas íntimos de la campaña electoral de Gonzalo Sanchez de Lozada, Goni, en el año 2002. Año en que, pese a que ocho de cada diez bolivianos lo denominaban vende-patria, por la privatización a largos plazos y cómodas cuotas de las empresas nacionales estratégicas denominada capitalización, Goni resulto electo.
El documental pretende mostrar la elección de Goni como fruto de la manipulación hecha con armas de marketing, resultado que solo en parte es cierto ya que también la generalidad del pueblo boliviano tiene su alícuota.
A principios de los ochentas en el siglo pasado, durante el desgobierno de la Central Obrera Boliviana (COB) y de los intereses de la oligarquía hecha partidos: la Acción Democrática Nacionalista (ADN), el Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR), e incluso, el Movimiento de la Izquierda Revolucionaria (MIR), quienes lograron el acortamiento del mandato presidencial de Hernan Siles Zuazo de la Unión Democrática y Popular (UDP) culpándolo por la hiperinflación que llego al 27000% que se tradujo en crisis económica, social y política.
Es así que las elecciones de 1985 son ganadas por Hugo Banzer Suarez, extraña vuelta del destino, quien en medio de lagrimas renuncio a la dictadura en 1976 a fuerza de huelga de hambre de un pueblo que no lo aguantaba mas; sin embargo, asumió el poder Victor Paz Estenssoro, quien con su frase “Bolivia se nos muere” aplico el Decreto Supremo No. 21060, dígito que marcaría el destino de un país y sus habitantes; por entonces, en dicho gobierno ocupaba la cartera de Ministro de Planificación y Coordinación, Gonzalo Sanchez de Lozada. El pueblo empezaba a creer que Goni, como le denominaban, salvaría el país.
Las elecciones de 1989 fueron ganadas por Goni quien obtuvo el 23%, pero cruzando ríos de sangre, se registro la unión entre la espalda y el látigo: con el apoyo de la ADN, se hacía presidente a Jaime Paz Zamora del MIR, en el imaginario popular los partidos de derecha e izquierda le habían robado la victoria al ganador. Las elecciones de 1993, fueron ganadas por Goni con el 33,8% de la votación, quien tenía como acompañante de fórmula al pedagogo aymará Víctor Hugo Cárdenas. Goni con su medio español, sus poses histriónicas, su manera diferente de hacer política sedujo al electorado con el Plan de Todos, plan de gobierno que pretendía dinamizar la paupérrima economía boliviana mediante la alquimia denominada capitalización, que decía que solo se vendería el 49% por ciento de las acciones a empresas interesadas a cambio de dinero que sería utilizado para realizar nuevas inversiones, que dichos fondos serían destinados al desarrollo productivo del país y repartidos entre quienes hubiesen cumplido 21 años en 1997. Entre otras promesas, establecidas en el Plan de Todos estaban las siguientes: que se democratizaría el ejercicio del poder y se redistribuirían los fondos estatales mediante la participación popular, que se mejoraría la educación bajo los conceptos de educación participativa, intercultural y bilingüe, que se atendería mejor a los ancianos con un nuevo régimen de pensiones, que se reformaría el manejo forestal y agrario, entre otras promesas, por lo que el pueblo boliviano le otorgo la mayor votación desde el retorno de la democracia.
Pacto político mediante co-gobernó con la centrista Unidad Cívica y Solidaridad (UCS) del empresario cervecero Max Fernandez y con el izquierdista Movimiento Bolivia Libre (MBL), pacto que le garantizaba el control de las cámaras de senadores y diputados; un gigantesco lobby mediático fue armado para hacer “entender” al pueblo boliviano los beneficios de la capitalización, jugosas consultorías fueron pagadas por organismos internacionales a la intelligentsia boliviana y a quienes tenían en sus manos a la opinión pública y. Campañas publicitarias inclinaron el fiel de la balanza del pensamiento del común de la gente. En esos tiempos todos éramos gonistas, en mayor o menor medida, por simpatía con las reformas planteadas o por intereses de grupo o personales, desde el humilde campesino hasta el más rico de los empresarios, pasando por la fauna política e intelectual.
Ejemplos didácticos fueron establecidos: que la Corporación Minera de Bolivia (COMIBOL) fracaso por el superávit de obreros, que Yacimientos Fiscales Petrolíferos de Bolivia (YPFB) seguiría dicho sendero, que la administración privada era la mejor, que la administración pública había fracasado. En síntesis, la inversión privada salvaría al país.
Los datos monetarios dieron la razón a los artífices de la capitalización, la Empresa Nacional de Telecomunicaciones (ENTEL) fue capitalizada en 610 millones de dólares, YPFB en 835 millones de dólares, la Empresa Nacional de Ferrocarriles (ENFE) vendida a intereses chilenos en 39 millones de dólares, pocas empresas se salvaron el Lloyd Aereo Boliviano (LAB) por la resistencia regional cochabambina, aunque esta no duro mucho, la Empresa Metalúrgica Vinto (EMV) por que no hubo interesados… para los corifeos de la capitalización, mil seiscientos millones de dólares ingresarían a la economía boliviana (1).
El común del pueblo boliviano creyó que estas medidas salvarían al país, el candidato de un ala del MNR para las elecciones de 1997, Rene Blattman tenía las elecciones ganadas, pero por zancadilla de otros intereses emenerristas, su postulación fracaso, participando como candidato Juan Carlos Durán quien obtuvo el 18,2% de la votación a solo cuatro puntos porcentuales del ganador, Hugo Banzer Suarez. Los errores del gobierno banzerista, signado por la corrupción, la crisis económica mundial que afecto a todos los países exportadores de materias primas, las incipientes revueltas sociales campesino - populares, la erradicación de los cocales en el Chapare, la guerra del Agua cochabambina: ” la Bolivia de la repu-bliqueta y la montonera”, hicieron aparecer pintas en las paredes que decían, a ritmo de tango “Goni, volve para arreglar el país”.
La campaña de marketing electoral del 2002 fue diseñada para bajar la popularidad de Manfred Reyes Villa y dar la victoria a Goni, pero la votación fue hecha por la población boliviana, haciendo presente el adagio político: ” que los pueblos tienen los gobiernos que se merecen”, ya que no nos engañaron, sino que nos dejamos engañar.
El Alto, J’acha Marka, 29 de Enero de 2006. A pocos días de la anunciada muerte del 21060.
Notas.-(1) Los datos se encuentran en la siguiente página web: http://www.eclac.cl/publicaciones/DesarrolloProductivo/5/lcg1985/bolivia.html

1 comentario :

  1. Anónimo12:29 a. m.

    y que ha cambiado despues de anular el 21060?
    nada no? seguimos en la pobreza...

    tu crees que el actual presidente va a solucionar todo?
    yo creo que va a generalizar la pobreza nomas

    pero ya veremos aca mismo en 5 años (o tal vez mas si se hace asesorar con su yunta chavez y modifica la constitución para prorrogarse hasta el infinito)

    ResponderEliminar

Palabras Libres, permite todo tipo de comentarios, siempre y cuando no ofendan a la moral y las buenas costumbres. Asi tambien para establecer dialogo agradeceriamos a quienes comentan incluir alguna forma de contacto (direccion de e-mail u otro). Los anonimos son solo eso, anonimos.
Los comentarios perteneces a quienes los escriben...

En estos instantes, estoy en